¡Hagamos un monólogo!

¡Hagamos un monólogo!</h1>
		<ul class="postSocial">
			<li class="itemSocialShare">
				<a href="javascript:;" class="postSocialFacebook">
					<img src="http://blog.joinnus.com/wp-content/themes/binderpro/images/facebook.png"/>
				</a>
			</li>
			<li class="itemSocialShare">
				<a href="javascript:;" class="postSocialTwitter">
					<img src="http://blog.joinnus.com/wp-content/themes/binderpro/images/twitter.png"/>
				</a>
			</li>
			<li class="itemSocialShare">
				<a href="javascript:;" class="postSocialGoogle">
					<img src="http://blog.joinnus.com/wp-content/themes/binderpro/images/google.png"/>
				</a>
			</li>
			<li class="itemSocialShare">
				<a href="whatsapp://send?text=Échale un vistazo a este evento '¡Hagamos un monólogo!' http://blog.joinnus.com/hagamos-un-monologo/" class="postSocialWhatsapp" data-action="share/whatsapp/share">
					<img src="http://blog.joinnus.com/wp-content/themes/binderpro/images/whatsapp.png"/>
				</a>
			</li>
		</ul>
14141661_1247041838660083_4776459446361362102_n  Redacción: Daniel San Román

 

Hace unos días tuve la última función de “Mundo Gordo”, mi primer unipersonal de Stand Up Comedy, en la querida “Posada del Mirador” de Barranco. Fueron cuatro meses de funciones en modalidad de cursos intensivos de cómo-hacer-esto-y-no-morir-de-nervios-en-el-intento. De hecho cada función fue única, cada chiste se alimentó con el tiempo y los textos se comenzaron a robustecer con el silencio o las risas del público. Así fue como algunas bromas se volvieron grandes y otras murieron en la indiferencia del público que con su mutis te decían:

– “Hermanito, no insistas con ese”.

– …

– “En serio… no lo hagas”

[TE PUEDE INTERESAR: MUNDO GORDO CON DANIEL SAN ROMÁN]

daniel-joinnus

Lo mostro del Stand Up Comedy es que el proceso nunca termina. Desde cuando uno empieza a esbozar los textos (“¿de qué demonios me gustaría hablar?”), cazando insights con una libretita (“esto podría funcionar, ¿no?”), escribiéndolos, leyéndolos, borrándolos, odiándolos, reescribiendo hasta  la crítica desalmada (pero honestamente cariñosa) de tus colegas. Y cuándo ya crees que tienes tu monólogo lindo -¡Zuácate!- Ahí viene la ansiedad de aprendértelo, la construcción de la pausas para terminar con la temida prueba de fuego donde el público hace “Wow”, “Meh” o “¿…?”.

blogdaniel-joinnus

Mundo Gordo, tuvo siete funciones y cada una fue especial generando su propia energía. La consecuencia ha sido un aprendizaje sin parar y el ganar seguridad para pararme en el escenario sin sentir que todo-me-da-vueltas-maldito-vertigo-nervioso. Sin embargo ahora toca escribir nuevos textos, exorcizar nuevos demonios y cazar otros dementores, dejar al gordo de lado y buscar otros temas. Agarrar la libretita y apuntar como loco. Escribir, corregir y el tortuoso camino de memorizar.

Será un camino largo pero divertido. Lo bacán es que esta vez el proceso lo podremos hacer juntos, con ustedes, compartiendo cada paso (y tortura) por este blog.

 

*No dejes de ver todos los eventos que Daniel San Román tiene preparado para ti en Joinnus.

mundogordo-joinnus


Descubre los mejores eventos

EN joinnus.com

Comentarios

comentarios